CONOCE LA PENÍNSULA DE HEL

La península de Hel es un brazo de arena a las orillas del mar Báltico. Se trata de un territorio peninsular de 35 Km de playa que divide la bahía de Gdańsk de las aguas del mar.

Este es uno de los mejores destinos de playa que puedes encontrar en Europa y uno de los principales atractivos turísticos de la región de Pomerania. Se encuentra rodeado de naturaleza y libre de grandes concentraciones de personas.

Este espacio de naturaleza ha sido conservado por el gobierno polaco que prohíbe la construcción de grandes edificaciones. Así que encontrarás pequeños albergues y villas que son ideales para el turismo familiar.

A la península de Hel podrás ir en verano desde el puerto de las localidades de Gdańsk, Sopot o Gdynia, desde donde podrás tomar un tranvía marítimo que hace el trayecto en dos horas. También es posible que puedas ir por carretera en caravana o en tren.

 A dónde ir en la península de Hel

Las poblaciones más visitadas en la península son Jastarnia y Jurata, así como la pequeña localidad de Chatupy que se distingue por su estilo pintoresco.

En la  península de Hel tendrás un encuentro con la naturaleza, en especial hacia cerca del final de la misma. Allí podrás conocer la reserva de focas y conocer a Agatka, Ewa, Ania y Unda-Marina, quienes te sorprenderán con sus destrezas.

 Las playas de esta península son muy agradables y cómodas. No suelen encontrarse aglomeraciones, ni siquiera en temporada alta. Además cuentan con servicio de vigilancia en el horario de apertura.

A lo largo de la península podrás encontrar dos tipos de playas con climas bastante diversos. En el lado de la bahía de Gdańsk las playas tienen aguas muy tranquilas y de poca profundidad con muy buena temperatura para bañarse, estas resultan ideales para niños y familia en general.

En el caso de las playas que se encuentran a mar abierto notarás que la brisa corre con mucha más fuerza lo que genera mayor oleaje. Por eso esas playas son más atractivas para la gente que buscan diversión y practicar deportes acuáticos.

Aunque para esta última finalidad las playas de la bahía de Puck son especiales, particularmente en cuanto a Windsurf y Kitesurf.

Además de las playas y albergues, al ingresar a la península te encontrarás con Władysławowo, esta localidad es reconocida por ser la sede del centro de entrenamiento deportivo de atletas de alto rendimiento más importante de Polonia.

Conoce la vida sencilla en la península de Hel

En un viaje a esta península podrás entrar en contacto con la cultura de Casuvia, una región de pescadores donde conocerás la forma de vida propia de la gente de mar.

Allí podrás vivir de cerca la experiencia de los pescadores en sus barcos de faena y además conocer sobre el método de construcción de los conocidos barcos polacos llamados Pomeranka. Allí podrás visitar los astilleros artesanales y saber más sobre este interesante mundo.

Otro atractivo que puedes encontrar en la región es escuchar de primera mano historias relacionadas con la historia de Polonia vivida durante la Segunda Guerra Mundial.

La península de Hel fue uno de los últimos bastiones en caer en manos de los nazis, y por eso es un referente en cuanto a la resistencia polaca, por su enclave se convirtió en un centro estratégico durante la guerra y fue además, uno de los últimos lugares en ser abandonados por el ejército alemán.

A lo largo de todo el territorio de la península podrás encontrar restos de artillería y otras ruinas que nos recuerdan lo cercano que se encuentra este pasado bélico.

En la bahía de Hel se encontraba un centro de adiestramiento de fuerzas especiales que se preparaban allí en buceo, además de los refugios del centro de la resistencia de Jastarnia.

Una puesta del sol única en la península de Hel

Algo que no debes dejar pasar si tienes la oportunidad de visitar la península de Hel es contemplar un atardecer a la orilla de la playa.

El espectáculo de colores que ofrece el cielo es algo realmente alucinante, un enorme abanico que despliega toda la gama de tonalidades que van del rojo al amarillo pasando por todas las variaciones del naranja. Algo que solo es comparable con los atardeceres del medio oriente.

Ésto es algo oque solo podrás disfrutar si vas allí. Si quieres saber como puedes hacerlo con caravana te puedes informar haciendo click aquí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *